Fem Castilla la Mancha


Fem Castilla la Mancha

Mujer Precavida Vale Por Dos

mujeres inteligentes

A pesar que hoy en día la mujer tenga un esposo, hijos, una vida profesional y muchos amigos, en muchas ocasiones para ella no es suficiente con esto he de referirme a que en la actualidad las mujeres tiene otros círculos sociales y además tienen el mismo –o hasta más- poder que los hombres.

Esto quiere decir que para una mujer no lo es todo la casa y su aspecto personal sino también si vida social y profesional para que sienta una gran satisfacción y también se sienta feliz con todas las cosas que hace, definitivamente son las mujeres quienes pueden con todo desde hacer un sándwich hasta construir edificaciones de gran envergadura.

El espíritu de una mujer sobrepasa a su familia, su trabajo y hasta las tantas fronteras que existen en el mundo, la mujer de hoy en día se encuentra en una búsqueda constante y eso no quiere decir que no encuentre lo que busque sino todo lo contrario, consigue, indaga, se especializa y busca nuevas metas de vida, porque para ella nada es inalcanzable.

Este nuevo siglo le ha dado mucho auge a la mujer, cosa que es sumamente importante no sólo que hay que valorarla por lo que es, sino porque sus aportes a la sociedad son inimaginablemente preciosos aunque como pasa a estas mujeres, no todo es coser y cantar.

Actualmente la mujer tiene la necesidad y el deber de colocarle al mismo nivel del hombre y ella es muy capaz de hacerlo, lo mejor de todo eso es que no se menosprecia por ser del sexo femenino como se escucha por ahí ya la mujer no es el sexo débil.

Sin embargo, se debe reconocer que una que otra vez le hace falta la “fuerza bruta” que proporciona una persona, me refiero a que en oportunidades muy específicas se requiere de un hombre que ayude en momentos de auxilio, como le ocurrió una vez a mi vecina.

Un día me encontraba yo en la cocina de mi casa haciendo el almuerzo para mis hijos y escucho de repente un grito “¡Auxilio, ayuda, por favor!” me preocupe, pensé que le había sucedido algo muy grave a alguien, apague la cocina y salí al pasillo del edificio, era mi vecina que se había quedado literalmente atrapada dentro de su casa, sucedió que cuando intentó abrir reja de su casa la llave se partió. Este increíble suceso la llevó a una grave desesperación (sufría de claustrofobia, podrán imaginarse) le dije que se calmara ya que yo conocía a un joven desde mi infancia y que él trabajaba en Cerrajeros Barcelona una vez que lo llame estuvo en la casa en diez minutos para solventar ese problema.

La señora estuvo muy agradecida conmigo y con mi amigo. Le recomendé que tuviese siempre el número de algún cerrajero de confianza ya que ‘nunca está de más’ le suministre el contacto de Cerrajeros Barcelona y que así no le volviera a suceder ese mal rato.